Situado a unos escasos kilómetros de Marín y muy cerca de Vilaboa se encuentra el Lago Castiñeiras o parque natural de Cotorredondo. Es una opcion importante a tener en cuenta si los que nos gusta es la naturaleza y una buena comida o paseo por el campo. Es un entorno natural ideal para la práctica de diversas actividades deportivas, para realizar recorridos en bicicleta, a caballo o a pie. Además los aficionados al mountain-bike tienen aquí un circuito en el que se realizan diversas pruebas. Dispone asimismo de un campo de tiro y de una zona de gran interés para los más pequeños, con un cercado en el que pueden ver ciervos, gamos, corzos y patos. Este no siempre está abierto, por lo que si vais con la idea de verlo os recomiendo que llaméis antes para informaros. También es muy común ver sobre el lago pequeños barcos controlados por control remoto con los que pasar un buen rato entretenido. Además tambien suele haber por alli numerosos patos o peces. La verdad es que naturaleza allí hay para dar y tomar.Aunque en su origen fue un lago artificial construido en los años 50, en la actualidad constituye un interesante parque natural por el que se puede realizar un interesante itinerario ambiental. Por cierto, por si os está pasando por la cabeza la idea de bañaros, deciros que está totalmente prohibido, ya que es se considera un espacio natural protegido. Entre las especies arbóreas más abundantes se encuentran el roble americano, el abedul, el eucalipto, los castaños que le dieron su nombre, y la acacia negra, originaria esta última de Australia, pero de la que se puede contemplar algún ejemplar centenario. También podemos observar un bosque de ribera en torno al riachuelo que alimenta el lago, formado por sauces, alisos, avellanos y alguna que otra especie exótica como el ciprés de los pantanos de Florida y la araucaria de Brasil. La gran mayoría de ellos están señalizados con carteles indicando su especie y antigüedad, además como os decía antes hay una ruta concreta alrededor del parque en la que veremos todas las especies de las que disponen.
También acoge a una importante colonia de aves para lo que cuenta además con dos observatorios, uno en la zona boscosa y otro en la zona del lago, con los correspondientes paneles informativos. Pero el Lago Castiñeiras es también un lugar didáctico con un Aula da Natureza en la que podemos adquirir información sobre los itinerarios y las posibles actividades a realizar. Hay varias casetas informativas por el parque en las que informarnos, además de baños públicos para todo el mundo.

Otra cosa curiosa es que de vez en cuando es muy común encontrarse con caballos salvajes pastando por sus verdes campos. El día que fui yo nos encontramos una manada entera, con potrillos incluidos. Algunos tenían dueño, pero aún asi viven allí durante todo el año y solo se le encierra una vez al año durante los famosos curros para marcarlos y cortarles las crines. Os dejo aqui unas fotos de los que vimos este día.

Si lo que queréis es disfrutar de todo un día en el parque deciros que disponen de infinidad de mesas de piedra además de churrasqueras, por lo que no hace falta que llevéis nada más que la comida de casa. Aunque creais que puede ser que no haya ninguna mesa libre cuando lleguéis os puedo asegurar que es díficil, ya que hay tal cantidad de mesas desperdigadas por todo el parque que es muy muy raro que todas estén ocupadas. Además si por cualquier urgencia necesitéis comprar alguna bebida, hielo o simplemente os apetezca tomar algo viendo el paisaje deciros que también dispone de tres cafeterías a lo largo del parque en las que descansar de nuestros paseos o simplemente disfrutar de las vistas mientras disfrutamos de un tentenpié.

Si lleváis niños con vosotros también teneis un amplio parque infantil con columpios, cuerdas para escalar, toboganes, etc...

Si ascendéis un poco la montaña podréis llegar al mirador de Cotorredondo, que al mismo tiempo es el puesto de vigilancia de las patrullas contra-incendios. Ultimamente está cerrado (desconozco la razón), pero si llegáis y podéis subir hasta la cima de la torre podréis disfrutar de una de las mejores vistas de esta zona. Desde lo alto podréis ver prácticamente toda la ría de Vigo, de principio a fin, además de ciudades como Redondela, Arcade, Soutomaior o la isla de San Simón. Hacia el otro lado la vista también es más que impresionante, pudiendo ver la ría de Pontevedra, Arousa e incluso un poco más alla. Veremos islas como Las Ons o Sálvora y ciudades como Marín, Combarro, Sanxenxo o Portonovo. Os puedo asegurar que las vistas son muy buenas. El problema es que cuando está cerrado el mirador pierden bastante. Aun asi la zona de la ría de Vigo se puede ver practicamente entera igual, pero la del otro lado solo se puede ver desde una esquina o ya bajando de nuevo hacia el parque desde la carretera, y aun así de una forma bastante limitada.

Si también os gustan los restos arqueológicos deciros que también hay restos de mamoas. Para llegar a ellos hay que coger la carretera que sube del lago al mirador y desviarse a la izquierda en una carretera que hay mas o menos a mitad de camino. Esta primera mamoa de la foto que os muestro está a mas o menos 500 metros del cruce que os menciono. De todas formas si no lo encontrais deciros que practicamente enfrente del lago hay un cartel informativo en donde tienen señalada su ubicación, además del resto de cosas de interés que tiene el parque.

Por hoy os dejo ya, espero que os haya gustado el lugar! Pero no sin antes dejaros un video que grabe de la carretera que va desde el mirador hasta el lago

Y la situación del lago para que todo el mundo sepa donde está y nadie se pierda



Ver Turismo Enxebre en un mapa más grande


Enlaces a esta entrada